Ingerir una cantidad suficiente de vitaminas es importante a cualquier edad para la salud ocular, sobre todo las vitaminas naturales que se encuentran en los alimentos.